En nuestra pasada entrada, desde MirMeApp queríamos daros un poco de información sobre cuáles eran los efectos de la reducción de 5 a 4 preguntas en el examen MIR y, por extensión, sobre el resto de especialidades. Llegamos a la conclusión de que los aspirantes ahorrarían entre 17 y 19 minutos. Sin embargo, el próximo examen EIR requiere un análisis más sosegado. A continuación os explicamos por qué.

En 2011, el Ministerio de Sanidad iniciaba un proceso de igualación del examen de enfermería a los del resto de titulaciones, y que vino motivado por la búsqueda de coherencia con el nuevo marco de educación superior. Como consecuencia, desde la convocatoria 2012, tanto el número de preguntas como la duración del examen han sido aumentadas progresivamente. Hasta 2011, el examen EIR constaba de 110 preguntas y se disponía de 2 horas para completarlo. Para el próximo examen EIR, Sanidad culmina dicho proceso de igualación y el examen EIR tendrá 225 preguntas (más 10 preguntas de reserva) y 5 horas de duración.

¿Cómo estimar el ahorro de tiempo?

Si queremos saber cuánto tiempo ahorraremos en la próxima convocatoria EIR, no solamente tendremos que considerar el efecto que la reducción de 5 a 4 posibles respuestas por pregunta provoca en el tiempo disponible, sino que también hemos de tener en cuenta el aumento del número de preguntas y de la duración del examen. La tarea es ciertamente algo más compleja.

Al igual que hacíamos en el caso del MIR, hemos comparado la longitud total de cada uno de los exámenes del período 2000-2014 con una estimación de la longitud total de cada uno de esos exámenes reduciendo el número de respuestas posibles a 4. (Si quieres saber con más detalles cuál ha sido ese tratamiento, lee nuestra entrada anterior).

Entonces, ¿cuánto ahorrarán los aspirantes EIR el “gran día”?

La tasa de ahorro promedio es del 9,00%, con un valor para la desviación estándar de 0,53%. Lo cual significaría que,en el caso de que emplease 225 minutos para completar el examen, un aspirante EIR promedio ahorraría entre 19 y 21 minutos. Ten presente, no obstante, que estos datos variarán claramente en función de tu capacidad lectora.

Considerando exclusivamente el paso a 4 respuestas un aspirante EIR promedio se ahorraría entre 19 y 21 minutos.

Por otra parte, en nuestro estudio no podemos reflejar la complejidad de un examen salvo por la longitud del mismo, si bien sabemos que mayor duración no tiene por qué significar mayor dificultad. Eso sí: ten presente que cuanto más tengas que leer el día del examen, tu capacidad de concentración disminuirá (¡la máquina requiere mayor energía!). A este respecto, te vendrá bien echar un vistazo a la gráfica siguiente, donde puede verse cómo ha ido creciendo en longitud el examen EIR en las distintas convocatorias. Llama la atención que, aunque el número de preguntas se ha, a efectos prácticos, “doblado” -recuerda que se ha pasado progresivamente de 110 a 225 preguntas-, la longitud del examen se ha casi triplicado si tomamos como año base la convocatoria 2000.evolución longitud examen EIR

Respecto al ahorro de tiempo, éste se añadiría a aquél que tú provocas con tu mayor o menor capacidad para leer y contestar las preguntas. De ahí la importancia capital de que hagas simulacros y exámenes de convocatorias anteriores una y otra vez. Cuanto mayores sean tu preparación, tus conocimientos y tu agilidad para encarar las preguntas, tu “colchón de tiempo” para resolver las preguntas más complicadas y las dudas que te pudieran surgir, crecerá. Y no olvides que en nuestros cálculos hemos supuesto que tardas 225 minutos en completar el examen.

Caracteres por minuto: ¿cuán rápido debes leer?

En la gráfica siguiente, podéis ver el número de caracteres por minuto que el aspirante EIR debió leer en cada convocatoria. Destaca especialmente el enorme salto que se produce en el período 2005-2007, en el cual el ritmo de lectura se hace mucho más exigente: se dobla pasando de 252 a 501 caracteres por minuto (cpm), en los años 2004 y 2007, respectivamente. Tras un par de años en los que oscila en torno a los 450 cpm, el examen EIR parece haberse estabilizado alrededor de los 420 cpm.Cuántos caracteres por minuto debes leer (EIR)

Ahora bien, ¿qué conclusiones nos arroja esta gráfica de cara al examen de la convocatoria 2015?

Antes de nada, volvemos a recalcar que se ha modificado la longitud, pero también el tiempo disponible, por lo que hay que ver la extensión respecto al tiempo. Por ello nos apoyamos en una ratio “caracteres totales/duración” de cada examen.

El aumento del tiempo disponible no consigue compensar el mayor número de preguntas. 

Dicho esto, si consideramos que el examen 2015, ya de 235 preguntas, mantiene el número de respuestas en 5, obtenemos que la exigencia del examen aumenta un 3,6%, alcanzando los 425 cpm. Este valor es la diferencia porcentual entre la tasa de 2014 y su estimación para el 2015. El aumento del tiempo disponible no consigue, por tanto, a priori, compensar el mayor número de preguntas. Sin embargo, el examen de la convocatoria 2015 no tendrá 5 posibles respuestas, sino que se reducirá hasta 4. Introduciendo esta modificación adicional, y teniendo en cuenta los últimos 3 exámenes para reflejar la historia reciente del EIR, la cantidad de caracteres por minuto se reduciría a 384 y, por tanto,sí que existiría ahorro: un para nada desdeñable 11,2%. Lo cual puede interpretarse, equivalentemente, como un ahorro promedio de 25 minutos (siempre asumiendo que el estudiante requiere de 225 minutos para completar el examen).

Sin embargo, el paso a 4 respuestas en un examen más largo supone un ahorro de 25 minutos respecto a un examen de  5 respuestas.

Este último resultado es algo más optimista que el que dimos en primera aproximación -entre 19 y 21 minutos-, pero parece más acorde a la evolución seguida por los últimos exámenes EIR. También nos hace ver la clara ventaja a nuestro favor que supone la reducción de posibles respuestas de 5 a 4. (Lo sabemos, somos conscientes: esto omite el controvertido debate sobre el grado de dificultad de las preguntas con la nueva configuración,  y cómo redunda en las perseguidas netas).

En conclusión, no hay duda de que el ahorro derivado de reducir el número de respuestas es significativo -en torno a los 20 minutos-, y que la igualación del examen EIR al resto de especialidades no supone para nada un perjuicio para los aspirantes de enfermería.

Esperamos que este análisis os ayude a fijar vuestra estrategia de cara al #EIR2016. ¡Mucho ánimo, enfermeros/as!

P.D.: si estás preparando el EIR, descarga nuestra app EirMeApp (disponible para Android e iOS).

 

Dejar un comentario